Por qué fomentar la autonomía en la infancia

 

Los adultos sufrimos de una importante falta de confianza en la adquisición de la autonomía por parte de nuestros hijos. Pero es muy importante fomentar la autonomía en la infancia. ¡Y confiar! Os contamos por qué en el siguiente texto.

 

Os contábamos en este post que a los adultos nos cuesta confiar en lo que pueden llegar a hacer los niños y las niñas. Creemos que no van a poder. Pero ellos nos sorprenden cada día, y nos demuestran que pueden hacerlo. Y que lo hacen fenomenal, además. Si les dejamos, claro, porque a menudo terminamos haciendo nosotros cosas que ellos ya pueden hacer ya sea por falta de confianza, o por las prisas que nos consumen cada día.

Antes de nada, debemos analizar qué es exactamente eso de “fomentar la autonomía”. En principio, podríamos decir que es ayudar a los niños a desarrollar su potencial para que cada vez sean capaces de hacer más cosas por ellos mismos, de elegir libremente y con sentido crítico, haciéndose responsables de sus decisiones. Teniendo en cuenta su madurez y su propio ritmo de aprendizaje. Por ejemplo, si un niño nos dice que se quiere vestir solo y vemos que es capaz de reconocer cada prenda y sabe en qué lugar va cada una, que tiene suficiente manejo en las manos, podemos dejarle hacerlo y reforzar su esfuerzo.

Ahora bien, no hay confundir autonomía con pseudoautonomía, un término que propuso la pediatra Judith Falk en 1990 para referirse a una autonomía que se le exigen a los niños que va por encima de su madurez y tiempo de aprendizaje. Un claro ejemplo de este tipo de conductas se ve en algunos padres que se sienten ansiosos porque su hijo aún no sabe leer y le exigen al niño algo de lo que todavía no es capaz de hacer. Esta exigencia conlleva a los niños sufran de incertidumbre, sentimiento de abandono y angustia, suelen ser niños muy inseguros, con baja autoestima y con mucho miedo de probar hacer algo nuevo.

¿Por qué es importante fomentar la autonomía?

Desarrollar la autonomía conlleva a que en un futuro los niños lleguen a convertirse en adultos independientes, puedan valerse por sí mismos. Que sean capaces de elegir libremente, que dispongan de sentido crítico, que sean consecuentes y que se hagan responsables de sus acciones y decisiones. Conlleva que el día de mañana si se equivoca sea capaz de reconocerlo y pedir perdón, y qué además sea una persona que conozca sus cualidades y sus puntos fuertes.

Además uno de las principales beneficios del desarrollo de  una buena autonomía es que favorece la autoestima, ser autónomo nos ayuda a poner en práctica por nosotros mismos lo que hemos aprendido, valorando nuestro propio esfuerzo y sintiéndonos orgulloso de lo que hemos conseguido.

¿Estamos siempre a tiempo?

La autonomía es algo que podemos fomentar siempre, lo idóneo es comenzar desde pequeños. Lo más importante es ir desarrollando su autonomía según su tiempo y desarrollo porque no todos los niños siguen un mismo patrón de desarrollo. Aquí lo importante es ver en qué punto se encuentra el niño, observar las cosas que sí es capaz de hacer por sí mismo y a partir de ahí y desarrollando su autonomía poco a poco y con nuestra ayuda.

Por ejemplo, si un niño nunca ha hecho su cama no podemos pretender que el primer día que la haga, la haga bien y sin arrugas, primero debemos enseñarle cómo hacerla. Podemos plantearlo como una escalera que tenemos que subir, con peldaños, no se nos ocurriría pedirle al niño que la subiese de un salto, podemos crear una secuencia para que el niño vaya aprendiendo poco a poco, si queremos enseñar a un niño que empiece a comer con cubiertos el primer paso sería enseñarle los utensilios, que observen como se usan, usar cucharas adecuadas, después guiarles nosotros para que aprenda como se usa, siempre ajustado a etapas que el niño sea capaz de alcanzar.

Ideas para fomentar la autonomía en la infancia

Os dejamos algunas recomendaciones de pautas que podemos realizar en familia para fomentar la autonomía en los niños y niñas:

Permitir que tomen decisiones por ellos mismos: Como por ejemplo, la ropa que se quieren poner, de que quieren el bocadillo. Ojo, no caer en dejarles elegir cosas para las que no están preparado, como decidir si quieren acudir a un logopeda, al psicólogo o al dentista, a veces los niños pueden elegir cosas que deben ser elegidas por los padres

Escúchale: Los niños están deseando aprender y poner en práctica aquello que saben. Muchas veces escuchamos a los niños decir “No, lo quiero hacer yo solo”. Escuchemos y brindémosle la oportunidad de que pongan en práctica lo que han aprendido. Démosle espacios de aprendizaje.

Dejémosle equivocarse: Muchas veces nos dejamos que los niños hagan cosas solos por primera vez porque nos da miedo que se equivoquen. Es normal y comprensible como padres porque les queremos mucho. Sin embargo, equivocarnos nos brinda una magnífica oportunidad para aprender y crecer como personas, con nuestra ayuda y poco a poco será capaz de lograr más cosas por sí mismo. Y cuando se hayan equivocado…Ayudémosle a buscar soluciones juntos: A menudo cuando los niños se enfrentan a un problema vienen y nos dicen “No sé qué hacer”, este es un buen momento para sentarnos con él  y preguntarle ¿Qué podemos hacer?, ¿Qué soluciones se le ocurren a él?  Así conseguiremos que los niños lleguen a ser capaces de buscar soluciones ante los problemas que se le vayan presentando.

Y pase lo que pase…Valoremos su esfuerzo: A todos cuando hacemos algo solo por primera vez nos sentimos inseguros, es genial que el niño supere esa inseguridad y empiece a hacer las cosas por ello mismos, aunque no le salgan de todo bien. Es importante trasladarle al niño lo orgulloso que nos sentimos por haberlo intentando.

 

Gema Fuentes, doctora en Psicología y psicóloga en Centros Crece Bien.

 

En Crece Bien somos profesionales con amplia experiencia en inteligencia emocional. Si tienes alguna duda o necesitas alguna recomendación, te animamos a que contactes con nosotros, estaremos encantados de atenderte. Puedes hacerlo en el correo electrónico informacion@crecebien.es o en el teléfono 910002602.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *